miércoles, 17 de diciembre de 2014

Hoy vive el pensamiento bolivariano




SimonBolivar2

Publicado: 17/12/2014
El principal catalizador de la emancipación de los pueblos suramericanos respecto al poder colonial español es el caraqueño Simón Bolívar. Hoy se cumplen 184 años de su partida, pero solamente física, ya que las llamas de su pensamiento están más ardientes que nunca gracias a que fueron enarboladas y reivindicadas por el Líder de la Revolución Bolivariana, Hugo Chávez.
El coordinador de investigación y formación en el Archivo General de la Nación, Félix Ojeda, explicó que, luego de 200 años de independencia, se retoma el proyecto del Padre de la Patria con la llegada de la Revolución, hace tres lustros.
Unión latinoamericana
Entre los aspectos más visibles que se encuentran vigentes en este viraje bolivariano de la región se encuentra la integración latinoamericana. Según el historiador, Bolívar se dedicó a consolidar esta idea gracias a la influencia de Francisco de Miranda, quien tenía como plan que el punto culminante de la independencia americana fuera la constitución de una gran nación que iría desde el río Misisipi hasta la Patagonia.
Es en 1810 cuando estos dos grandes conversan en Londres y desde entonces Bolívar se plantea la idea de que “no basta con la independencia, sino que es necesaria una gran integración entre los pueblos”, manifestó Ojeda.
Luego de batallas, campañas, congresos y luchas, el Libertador murió y el proyecto de la Gran Colombia se desintegró por ambiciones de las oligarquías caraqueña, bogotana y quiteña, que querían establecer gobiernos en los que ellos fueran los representantes.
“Con la caída de la integración grancolombiana la idea pierde fuerza. Es el Comandante Hugo Chávez quien comienza con los primeros brotes de rescatar la integración con la creación de distintos organismos, una lucha incansable por crear nuevas instituciones como la Celac y el ALBA”, expuso el historiador.
Ojeda continuó reflexionando acerca de que la idea del Comandante siempre fue hacer de la América Latina un solo bloque político, cultural, económico y social que lograra contrarrestar los efectos de la influencia norteamericana y europea y la injerencia de estos países, pensamiento que tiene estrecha relación con el bolivariano.
Soberanía nacional
Ser un pueblo soberano es una de las acciones que promueve el Gobierno Bolivariano. Esta idea también la defendió el Padre de la Patria durante su lucha.
“En vista de la necesidad de establecer la soberanía del suelo y del subsuelo con respecto a los recursos naturales de las nacientes naciones, Bolívar —estando en Quito en 1819— emite un decreto por el cual establece que los recursos minerales, sobre todo los extraídos del subsuelo, pertenecían al erario de la República, es decir, eran parte del patrimonio nacional de los pueblos latinoamericanos”, recordó el investigador.
Ojeda afirma que Chávez se inspiró en este decreto bolivariano para establecer mayor soberanía de la riqueza petrolera. “Habían quienes (en la Cuarta República) establecían que Venezuela era únicamente propietaria del recurso, mas no de las tierras en las que estaba el recurso”, manifestó el investigador venezolano.
Educación ciudadana
La creación de misiones educativas fue una iniciativa del Máximo Líder del proyecto socialista, quien consolidó este derecho, cumpliéndose así el sueño del Libertador.
“Bolívar entendía que la creación de República no solamente era cosa de un proyecto político, sino también de la formación de ciudadanos. Sin ciudadanos, decía Bolívar, no puede existir República y entonces él veía que la educación era el paso primordial para la Patria, y recogía todo el pensamiento de su maestro Simón Rodríguez”, enfatizó Ojeda.
nueva plantilla
En el nombre de Bolívar
El hecho de llamar a esta Revolución con el nombre del Libertador, va mucho más allá de homenajear al patriota más importante en la historia independentista del país.
“Es ‘Revolución Bolivariana’ porque es transpolar el proyecto político, integracionista, moral y ciudadano del Libertador a nuestra Patria. El hecho de que el Líder Supremo Hugo Chávez le diera ese nombre, habla de rescatar la idea de un Estado que debe ser fuerte para combatir no sólo la injusticia, la pobreza y la inclusión, sino también a los agentes externos que nos amenazan”, precisó Ojeda.
El amor que sentía el Padre de la Patria por su pueblo, es el que el Gigante de las Américas también demostró y dejó como legado. “El momento político de Bolívar lo condujo a tener que hacer la guerra, pero él decía que la única manera de que estos países pudieran consolidarse en el progreso era a través de la paz. Bolívar sentía un amor profundo por su pueblo, al igual que Chávez. Ambos predicaron que a través del entendimiento era posible construir ese bloque integrado que se necesita”, concluyó.
Investigaciones sobre su muerte
A mediados de 2010 fueron exhumados los restos del Padre de la Patria para conocer las verdaderas causas de su muerte. Esa acción histórica permitió que el presidente Hugo Chávez develara una imagen del rostro de Bolívar digitalizada. Además, se conoció que el Libertador falleció de una enfermedad respiratoria crónica, que se agravó por una infección. Se determinó que, probablemente, el mal estado de ánimo del prócer en aquel momento –causado por el desmembramiento de la Gran Colombia, el asesinato de Antonio José de Sucre y las traiciones de algunos de sus compatriotas– agravó su delicado estado de salud.
Ciudad Caracas
Hoy vive el pensamiento bolivariano Publicado: 17/12/2014

El principal catalizador de la emancipación de los pueblos suramericanos respecto al poder colonial español es el caraqueño Simón Bolívar. Hoy se cumplen 184 años de su partida, pero solamente física, ya que las llamas de su pensamiento están más ardientes que nunca gracias a que fueron enarboladas y reivindicadas por el Líder de la Revolución Bolivariana, Hugo Chávez.

El coordinador de investigación y formación en el Archivo General de la Nación, Félix Ojeda, explicó que, luego de 200 años de independencia, se retoma el proyecto del Padre de la Patria con la llegada de la Revolución, hace tres lustros.

Unión latinoamericana
Entre los aspectos más visibles que se encuentran vigentes en este viraje bolivariano de la región se encuentra la integración latinoamericana. Según el historiador, Bolívar se dedicó a consolidar esta idea gracias a la influencia de Francisco de Miranda, quien tenía como plan que el punto culminante de la independencia americana fuera la constitución de una gran nación que iría desde el río Misisipi hasta la Patagonia.
Es en 1810 cuando estos dos grandes conversan en Londres y desde entonces Bolívar se plantea la idea de que “no basta con la independencia, sino que es necesaria una gran integración entre los pueblos”, manifestó Ojeda.

Luego de batallas, campañas, congresos y luchas, el Libertador murió y el proyecto de la Gran Colombia se desintegró por ambiciones de las oligarquías caraqueña, bogotana y quiteña, que querían establecer gobiernos en los que ellos fueran los representantes.

“Con la caída de la integración grancolombiana la idea pierde fuerza. Es el Comandante Hugo Chávez quien comienza con los primeros brotes de rescatar la integración con la creación de distintos organismos, una lucha incansable por crear nuevas instituciones como la Celac y el ALBA”, expuso el historiador.

Ojeda continuó reflexionando acerca de que la idea del Comandante siempre fue hacer de la América Latina un solo bloque político, cultural, económico y social que lograra contrarrestar los efectos de la influencia norteamericana y europea y la injerencia de estos países, pensamiento que tiene estrecha relación con el bolivariano.

Soberanía nacional

Ser un pueblo soberano es una de las acciones que promueve el Gobierno Bolivariano. Esta idea también la defendió el Padre de la Patria durante su lucha.

“En vista de la necesidad de establecer la soberanía del suelo y del subsuelo con respecto a los recursos naturales de las nacientes naciones, Bolívar —estando en Quito en 1819— emite un decreto por el cual establece que los recursos minerales, sobre todo los extraídos del subsuelo, pertenecían al erario de la República, es decir, eran parte del patrimonio nacional de los pueblos latinoamericanos”, recordó el investigador.

Ojeda afirma que Chávez se inspiró en este decreto bolivariano para establecer mayor soberanía de la riqueza petrolera. “Habían quienes (en la Cuarta República) establecían que Venezuela era únicamente propietaria del recurso, mas no de las tierras en las que estaba el recurso”, manifestó el investigador venezolano.

Educación ciudadana

La creación de misiones educativas fue una iniciativa del Máximo Líder del proyecto socialista, quien consolidó este derecho, cumpliéndose así el sueño del Libertador.
“Bolívar entendía que la creación de República no solamente era cosa de un proyecto político, sino también de la formación de ciudadanos. Sin ciudadanos, decía Bolívar, no puede existir República y entonces él veía que la educación era el paso primordial para la Patria, y recogía todo el pensamiento de su maestro Simón Rodríguez”, enfatizó Ojeda.



En el nombre de Bolívar


El hecho de llamar a esta Revolución con el nombre del Libertador, va mucho más allá de homenajear al patriota más importante en la historia independentista del país.

“Es ‘Revolución Bolivariana’ porque es transpolar el proyecto político, integracionista, moral y ciudadano del Libertador a nuestra Patria. El hecho de que el Líder Supremo Hugo Chávez le diera ese nombre, habla de rescatar la idea de un Estado que debe ser fuerte para combatir no sólo la injusticia, la pobreza y la inclusión, sino también a los agentes externos que nos amenazan”, precisó Ojeda.

El amor que sentía el Padre de la Patria por su pueblo, es el que el Gigante de las Américas también demostró y dejó como legado. “El momento político de Bolívar lo condujo a tener que hacer la guerra, pero él decía que la única manera de que estos países pudieran consolidarse en el progreso era a través de la paz. Bolívar sentía un amor profundo por su pueblo, al igual que Chávez. Ambos predicaron que a través del entendimiento era posible construir ese bloque integrado que se necesita”, concluyó.

Investigaciones sobre su muerte


A mediados de 2010 fueron exhumados los restos del Padre de la Patria para conocer las verdaderas causas de su muerte. Esa acción histórica permitió que el presidente Hugo Chávez develara una imagen del rostro de Bolívar digitalizada. Además, se conoció que el Libertador falleció de una enfermedad respiratoria crónica, que se agravó por una infección. Se determinó que, probablemente, el mal estado de ánimo del prócer en aquel momento –causado por el desmembramiento de la Gran Colombia, el asesinato de Antonio José de Sucre y las traiciones de algunos de sus compatriotas– agravó su delicado estado de salud.

Ciudad Caracas

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada