miércoles, 21 de enero de 2015

Líder indígena Evo Morales: Tenemos la obligación de defender la vida y salvar el planeta


“Tenemos la obligación de defender la vida, de salvar el planeta Tierra y acabar con el capitalismo y el imperialismo”, expresó el presidente de Bolivia, Evo Morales, este miércoles, en su mensaje a la nación al ser investido en ceremonia ritual ancestral como líder indígena de Bolivia, un día antes de su toma de posesión oficial para un tercer mandato.

En Tiwanaku, ciudad arqueológica capital de la cultura tiahuanaco, ubicada en el altiplano boliviano en la margen oriental del río Tiwanaku, Morales recibió la bendición indígena a través de cuatro rituales ancestrales, ocasión en que nuevamente elevó su llamado al mundo a establecer un equilibrio entre el ser humano y la Madre Tierra.

Consideró que este mundo no puede sorportar tanto sobre desarrollo en nombre de la “moderindad”.

“Los países industrializados están sobreindustrializando y eso tiene un costo para el plantea Tierra”, dijo y llamó a ejecutar una modernidad “que nos permita hacer desarrollo en equilibrio con nuestra Pachamama”.

Recalcó que no hay primero, segundo, tercero ni cuarto mundo, sino uno solo, “y todos somos responsables de este solo mundo. No se trata de un problema de colores, lo que te va a matar es el color del agua que tomas, lo que te va a matar es el olor del aire que respiras. Somos miles de colores pero un solo planeta. Por eso, hermanas y hermanos, que la Pachamama nos ilumine, que nuestros astros nos guíen en este camino de construcción de una vida diferente con derechos iguales a una vida plena de felicidad, de armonía, de paz, de hermandad”.

Asimismo, Morales instó a hacer poltica al servicio de los pueblos y en beneficio de la humanidad.

Finalmente, agradeció al pueblo originario y a los movimientos sociales por organizar este acto que calificó de milenario y sagrado para la vida y la humanidad.

El ceremonial tuvo su sede entre la pirámide de Akapana y el templo de Kalasasaya a donde Evo Morales fue escoltado por más de medio millar de Ponchos Rojos, considerados su guardia indígena.

Unos 200 amautas, los sabios in­dígenas, prepararon la ceremonia, con el objetivo de garantizar a Morales un buen trabajo durante su mandato al frente del Estado Pluri­nacional -que termina en el 2020, su tercero desde que asumió en el 2006 como Presidente de la República.

AVN

No hay comentarios:

Publicar un comentario